El portavoz adjunto del Grupo Popular en las Cortes regionales, Lorenzo Robisco, denuncia “la cacicada” con la que Page da la bienvenida en el Gobierno a los comunistas de Podemos “y que no desmerece en nada a las leyes de la Venezuela chavista”.

Robisco “Page da la bienvenida a los comunistas en el gobierno con una cacicada al más puro estilo de la Venezuela chavista”
“Los sindicatos de funcionarios ponen el grito en el cielo ante el atropello que pretenden cometer Page y los comunistas de Podemos contra el personal funcionario de la Junta de Comunidades”

Hasta los sindicatos de la Función Pública han puesto el grito en el cielo ante el atropello que ha consumado el podemita Page para celebrar la entrada del rancio comunismo en el gobierno de Castilla­-La Mancha y que, en esencia, va a perjudicar sustancialmente a los actuales funcionarios de la Junta en favor de los privilegios que van a recibir los amigos que coloquen a dedo tanto Page como los comunistas”

Para Robisco “lo que pretenden Page y Podemos es un escándalo de proporciones mayúsculas ya que mientras un alto cargo consolida el grado máximo en un tiempo récord, el resto de personal tiene que esperar décadas para conseguirlo. Y si esta cacicada sale adelante, como muchos altos cargos socialistas y, los que nombren los comunistas a partir de ahora, tendrán unos privilegios y un sueldo para toda la vida. En definitiva todo está pensado para colocar a los amigos, amiguetes, familiares y asesores afines, que serán decenas los próximos días”

Los comunistas de Podemos al fin se ha quitado la máscara”, asegura Robisco, “porque tras rechazar en abril los presupuestos argumentando que se mantenían los privilegios de altos cargos y directivos, en julio, hace pocas semanas, aseguraron que no iban a aceptar prebendas de Page si entraban en el gobierno regional porque eso estaba en el ADN de Podemos. ¡Pues ya sabemos de qué se compone el ADN de Podemos! De mentiras, falacias y engaños, es decir, de lo mismo de Page”.

Según el portavoz adjunto del Grupo Popular en las Cortes regionales “con esta cacicada, Page vuelve a demostrar que la administración pública le importa un pimiento y que solo la quiere para enchufar a sus amiguetes o, como en este caso, a los que le ayudan a sobrevivir políticamente. Ha aprovechado que estamos en pleno mes de agosto, con la mitad del personal de vacaciones y ha vuelto a saltarse a la torera el Consejo consultivo y la Mesa General de Función Pública”.

Lorenzo Robisco concluye afirmando que a Page bien se le podría aplicar aquella frase que hizo famosa Groucho Marx de ‘estos son mis principios y si no le gustan tengo otros’. “Lo importante para Page es consolidar el pacto de los sillones con el comunismo más rancio para poder mantener sus lentejas, aunque para ello atropelle y menosprecie a los trabajadores de la Función Pública de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha”.