La Residencia de Mayores Nuestra Señora Virgen de la Luz lleva 22 años prestando un servicio de calidad y personalizado a los mayores de Almonacid de Zorita y su comarca, que ha ido ampliándose y mejorando, aprendiendo de la experiencia, en las últimas dos décadas.ResidenciaAlmonacid1

En la actualidad la Residencia de Almonacid tiene capacidad para 98 personas. Treinta de esas plazas están conveniadas con la Junta de Comunidades de Castilla La Mancha con el fin de hacerlas asequibles incluso para las personas y familias con las rentas más bajas. Los horarios de visita para las familias son muy amplios, buscando siempre que tanto residentes como allegados se sientan como en su propia casa.

La Residencia Nuestra Señora Virgen de la Luz presta a sus usuarios, fundamentalmente, servicio integral de estancia completa promocionando la autonomía personal y facilitando su relación social. En la actualidad, en torno al 80% de los residentes son dependientes o semidependientes, siendo asistidos por un competente equipo profesional.  Circunstancialmente, también admite la permanencia de mayores en régimen de día. Gracias a esta segunda opción, los abuelos almonacileños y sus familias pueden mantener una vida equilibrada en su propio domicilio.

Las instalaciones de la Residencia ocupan una superficie de 7.200 metros cuadrados. Construída en dos fases, a partir del año 1994. La primera cuenta con dos plantas y 16 habitaciones dobles en cada planta. La segunda fase consta de 22 habitaciones en total.

Dispone de un servicio médico propio para realizar el seguimiento integral de los mayores, asistido por un servicio de enfermería continuado, todos los días de la semana. Además, la Residencia Nuestra Señora Virgen de la Luz cuenta con servicios adicionales como asistencia personal, fisioterapia, podología, peluquería, oficios religiosos y de capilla para quien lo requiera, tanatorio para residentes, desplazamiento gratuito cuando los mayores necesitan por ejemplo atención bucodental e incluso un servicio de transporte a Guadalajara, todos los miércoles, para que los no dependientes puedan hacer sus compras.

La gerencia de la Residencia la ostenta un Patronato, del que forman parte ocho personas relacionadas con el Centro y que preside la alcaldesa de Almonacid. La gestión del día a día está supervisada por la Congregación religiosa, Hermanas de la Caridad de Maria Inmaculada, encargándose de dirigir tareas cotidianas como restauración, asistencia personal, relaciones con los trabajadores o relaciones con las familias.

La dirección del Centro organiza actividades diarias, incluida terapia ocupacional, en las que involucra a los mayores proponiéndoles, en la medida de las posibilidades de cada uno, un estilo de vida activo. Además, se pretende integrar las propuestas de actividades de la residencia en las genéricas para todos los mayores de Almonacid. Una de las últimas ha sido un taller de desarrollo cognitivo que se llevó a cabo en la propia Residencia y también en el centro de mayores de Almonacid. También se organizan actividades gracias a la implicación de voluntarios de la localidad, como concursos, clases de baile, bingos, jornadas de lectura o cine.

Las personas que trabajan o se implican en las actividades de la residencia cuidan todos los detalles necesarios para que los residentes vivan en un ambiente agradable, en el que se sientan como en casa.