El portavoz adjunto del Grupo Parlamentario Popular en las Cortes de Castilla-La Mancha, Carlos Velázquez, ha asegurado que Page y Podemos han votado en contra de la comisión permanente de estudio sobre listas de espera, propuesta por el PP, porque no quieren que se conozca la verdad.

Velázquez denuncia que a pesar del maquillaje aplicado por Page, los datos de listas de espera son “terroríficos”
• Recuerda que somos la segunda región con peores listas de espera de toda España y Page y Podemos ya se han opuesto a realizar una auditoría para saber el número real de pacientes que esperan para atendidos

Así se ha pronunciado Carlos Velázquez en el Debate General del Pleno de las Cortes regionales sobre la propuesta del PP de creación de una Comisión no Permanente de Estudio relativa a las listas de espera.

Velázquez ha denunciado que, a pesar del plan de maquillaje del Gobierno de Page para trucar los datos de listas de espera, la realidad es que las cifras del mes de febrero son “terroríficas” con un incremento de 15.438 personas en los tramos más largos.

Además, en relación con los pacientes que esperan más de 180 días para una intervención quirúrgica hay 9.449 personas más que en junio de 2015.

El dirigente popular ha recordado que la sanidad pública de la región nunca antes había estado peor y que somos la segunda comunidad de toda España con peores datos de listas de espera.

Además de esto, Velázquez ha indicado que el PP demuestra con hechos que los datos de listas de espera son “falsos” después de que Page se haya negado a crear una auditoría con el fin de conocer el número real de pacientes que esperan para ser atendidos.

Es más, esta misma semana, Page se oponía a la proposición de ley de tiempos máximos de listas de espera presentada por el PP en las Cortes regionales, lo que pone de manifiesto que Page dice no a todas las iniciativas en positivo de los populares en favor de sanidad.

También, los populares han demostrado que el Gobierno de Page está incumpliendo la normativa en materia de listas de espera, así como que el consejero de Sanidad eliminó de un plumazo a 5.000 pacientes que estaban esperando para ser atendidos una Cirugía Menor por voluntad propia de Page.