UGT rechaza el VII Convenio de Dependencia porque “empeora” las condiciones laborales de las 19.000 personas del sector en la regiónUGT no ha suscrito el VII Convenio Marco de Dependencia porque “empeora” las condiciones laborales y deja “borrosas” las funciones de las gerocultoras, el 80% de las 19.000 profesionales que hay censadas en Castilla-La Mancha, que tendrán que hacer tareas por debajo de su clasificación profesional como limpieza de edificios, “a pesar de que se les ha exigido su certificado o título de profesionalidad”.

Así lo ha explicado el responsable del sector Autonómico y Sociosanitario de FeSP UGT CLM, Luis Manuel Monforte, en la rueda de prensa en la que ha estado acompañado por la secretaria federal de Sanidad y Dependencia de FeSP UGT, Gracia Álvarez, y la responsable de Residencias de Mayores de FeSP UGT Toledo, María José Bedoya.

Luis Manuel Monforte ha asegurado que no entiende por qué CCOO ha firmado el convenio en solitario y teniendo una exigua mayoría, porque ha traspasado líneas rojas como que las funciones de las gerocultoras quedan “borrosas” y tendrán que realizar tareas como la limpieza de determinadas zonas de los centros que les quitarán tiempo para atender a los residentes.

Para el responsable de FeSP UGT, el VII Convenio deja a estas profesionales en una “situación de indefensión” a pesar de que obtuvieron su certificación profesional “con su tiempo y su dinero” y ahora el convenio, aunque reconoce la clasificación profesional, “admite que pueden hacer desde administrar insulina hasta limpiar” lo que es “un cheque en blanco para las patronales”.

Otro temor de FeSP UGT CLM es que “se contratarán menos trabajadores de la limpieza”, además de que los residentes sufrirán el hecho de que las gerocultoras tengan menos tiempo para sus cuidados con este nuevo Convenio, “que contraviene la Orden de Condiciones Mínimas en Centros y el nuevo modelo de Atención Centrada en la Persona (ACP)” que está implantando el Gobierno de Castilla-La Mancha.

Luis Manuel Monforte ha señalado a las empresas de la patronal ACESCAM y concretamente a la entidad Mensajeros de la Paz como los grandes beneficiados de este Convenio, porque “gestionan centros muy pequeños, en los que se difuminan las funciones de las profesionales”.

Por su parte, la secretaria federal de Dependencia de FeSP UGT ha reconocido no entender “por qué CCOO no haya sido prudente para no firmar el convenio” y ha insistido en que tampoco se mejoran las condiciones laborales “pese a tratarse de un sector pujante en el que las empresas tienen interés por entrar”.

Los beneficio de las empresas del sector no  se van a repercutir en los salarios, que se mantienen por debajo de mil euros, por lo que no se cumple con el acuerdo de negociación colectiva AENC, además de dejar la subida salarial sin incremento por encima del IPC, salvo que la economía crezca por encima del 2 % y no incorpora mejoras nuevas, ha explicado Gracia Alvarez.