La delegada de la AMET en la región, Paloma Castro,  ha explicado que la cantidad de precipitaciones caídas en castilla-La Mancha durante la estación invernal han supuesto que Toledo haya estado cuatro veces por encima de su valor normal y Ciudad Real 4,75 veces por encima, Cuenca 3,7 veces por encima; mientras que Albacete ha estado “normal” con 41 milímetros y Guadalajara, que ha recibido 112 milímetros, también supera cuatro veces los valores normales.

Termina el invierno dejando 48 días de heladas en Cuenca y 38 en Guadalajara..., y avisan que lloverá el Viernes SantoAdemás, ha indicado que las precipitaciones en forma de nevadas de este invierno han sido abundantes con 15 días Cuenca, cuatro días en Ciudad Real y seis días de nieve en Albacete. De otro lado, la temperatura media del invierno castellano-manchego ha sido de siete grados centígrados, lo que ha considerado normal con respecto a los valores que se registran desde el año 1981 hasta este año, en el que la temperatura media de en la región se sitúa en 7,3 grados.

Heladas

Cuenca ha sido la capital de provincia donde se han dado más días de heladas en todo el invierno con 48 días;en la base aérea de Albacete también se han dado 48 días; en Guadalajara 38 días; en Ciudad Real 31 días y en Toledo 28 días.

Respecto a los vientos invernales que han afectado a la Comunidad Autónoma, Castro ha destacado que “han tenido su protagonismo” registrando unas rachas de “importantes” en distintas localidades de la región como en San Pablo de los Montes (Toledo) donde se alcanzaron los 93 kilómetros hora en diciembre o en este mes donde la Base Aérea de Albacete ha registrado rachas de vientos por encima de los 90 kilómetros hora.

Por otro lado, ha recordado que gracias a las últimas borrascas se ha producido un aumento en el nivel de los embalses de la región como es el caso del río Tajo que tiene el 52,81 por ciento de agua embalsada.

Lluvias el Viernes Santo

Además, la delegada de la Agencia Estatal de Meteorología en Castilla-La Mancha ha informado de que la Semana Santa va ser fría desde el lunes, 26 de marzo, hasta el Jueves Santo y que es probable que haya precipitaciones en forma de lluvia desde Viernes Santo hasta el lunes, 2 de abril.