Con un programa pleno de actividades que se prolongaron a lo largo de los días 10, 11 y 12 de julio, organizadas en torno a la figura de la reina Doña Blanca de Borbón, que viviera recluida cuatro años en la ciudad del Doncel.