Antonio Román, alcalde de Guadalajara y secretario ejecutivo de Política Local del Partido Popular, ha valorado hoy la moción de censura aprobada la semana pasada en el Congreso de los Diputados. Ha expresado su respeto a las normas democráticas y constitucionales, favorezcan al Partido Popular o no, y ha deseado suerte en el cargo a Pedro Sánchez, “porque esa suerte será para todos los españoles”.

Román expresa su preocupación por los socios del nuevo presidente del Gobierno y acusa a Ciudadanos de desestabilizar al PP
“Un gobierno con 85 diputados no es capaz de hacer que España avance”

Román ha mostrado su preocupación por quienes son socios de esta moción de censura -todavía se sabe si serán también socios de gobierno o no-. “Se juntan -ha manifestado- los que están en contra de la forma del Estado (la Monarquía), los que discuten la unidad de España, los que están luchando por arrebatar la soberanía al territorio español y los que han apoyado el terrorismo de ETA y no a las víctimas”. Además, sostiene que “un gobierno con 85 diputados no es capaz de hacer que España avance”.

Antonio Román se ha referido a los datos del paro conocidos hoy. “Datos positivos que seguirán, calculo, durante un año o año y medio. Pero advierte: “si el PSOE trata de derribar lo bueno del PP, volverá destrozar el país como han hecho cuando han gobernando España”.

Por otro lado, se ha referido a la posición de Ciudadanos. “Han quedado retratados, tras haberse conocido una conversación con el PSOE en el que dejaban claro que su único interés era desestabilizar el gobierno del PP. Ha quedado de manifiesto que a Ciudadanos no le importan los interes generales de los españoles sino obtener el mejor resultado electoral. Frente a eso, Rajoy ha demostrado que por encima de todo está el país y mejorar el bienestar de los españoles. Los españoles deben saber cuáles son las verdaderas intenciones de Ciudadanos, partido que ha empujado a esta moción de censura”.

En cuanto a la política municipal, Román ha manifestado que “se va a seguir exigiendo la financiación local y, en paralelo, la financiación autonómica. Los ayuntamientos tienen que tener más peso y ambas financiaciones deben ser negociadas en paralelo. Además, debe realizarse una revisión del cálculo del techo de gasto, uno de los compromisos acordados por unanimidad en la FEMP. Espero que la situación actual no retrase estas cuestiones y se lleven a cabo de manera inmediata”.