El presidente de la Diputación Provincial de Cuenca, Benjamín Prieto, ha recibido este jueves la Medalla de Oro de ASPADEC ( Asociación para la Atención a Personas con Discapacidad Intelectual o del Desarrollo y sus Familias de la Provincia de Cuenca), que ha sido entregada por una de sus usuarias, Pilar Hernández Fernández, en el transcurso de la gala de su VII Semana de Puertas Abiertas, que ha tenido lugar en las instalaciones de la asociación en la granja-escuela del Terminillo.

Prieto a ASPADEC “Vuestra existencia ahora es una necesidad y sois una herramienta al servicio de la sociedad y de la Administración”
• El presidente de la Diputación de Cuenca ha recibido con orgullo la Medalla de Oro de la Asociación para la Atención a Personas con Discapacidad Intelectual o del Desarrollo y sus Familias de la Provincia de Cuenca, que ha sido entregada por una de sus usuarias, Pilar Hernández Fernández

Y lo ha hecho muy agradecido a esta asociación, de la que ha resaltado su gran labor. Y es que, según ha dicho ante los numerosos presentes que se han dado cita en esta gala, “vosotros no necesitáis de alabanzas ni de reconocimientos, vuestra pasión y empeño hace que cada uno de vosotros, tanto los miembros de la directiva como los profesores, educadores, cocineros, servicio de limpieza y, por supuesto, los usuarios, sepáis cuál es vuestra labor y que día tras día busquéis, y consigáis, dar lo mejor de vosotros mismos”.

Para Prieto tal es la relevancia de ASPADEC después de casi 40 años de trayectoria que “vuestra existencia ahora es una necesidad y sois una herramienta al servicio de la sociedad  y de la administración y no tenéis que buscar ninguna excusa para justificar lo que hacéis”. Es por ello que no ha dudado a la hora de aseverar que “como representante de la Diputación provincial no sólo os estoy agradecido de vuestra labor sino que el galardón que hoy me entregáis es vuestro mérito”.

No han faltado menciones a esa encomiable trayectoria profesional de ASPADEC, que, a su juicio, les ha hecho convertirse en “todo un referente en nuestra provincia, en Castilla La Mancha y también a nivel nacional”. De ahí que haya recalcado su altruismo y generosidad con la sociedad, señalando que “es ahora el momento de que todos nos sumemos al proyecto de ASPADEC, a toda vuestra labor, a vuestros retos y poder ver con los mismos ojos y la misma intensidad el mundo y los problemas que más os preocupan”.

El presidente de la Diputación también ha tenido un reconocimiento especial a la Directiva y, en especial a su presidente, por su tenacidad e insistencia a la hora de realizar las peticiones pertinentes en favor de la asociación y sus usuarios. Es por ello que haya querido recordar la primera toma de contacto con la asociación hace ya unos seis años, cuando reclamaban una mejora del acceso de sus instalaciones en el Terminillo; demanda que fue debidamente atendida por la Diputación con el fin de que “ese oasis del Terminillo estuviese lo mejor posible y vuestra imagen no se dañara”.

Ha hecho hincapié en las muchas áreas y servicios que abarca la asociación conquense, asegurando que, pese a ello, cuando los sueños, la ilusión, el trabajo y la responsabilidad van de la mano se consigue todo y cada paso que dais es como llenar un granero con un grano de trigo y, además, lo queréis compartir con los demás“.

No ha olvidado al resto de galardonados de la gala, a los que ha querido felicitar públicamente por este reconocimiento, animándoles a que “no solo sigan manteniendo con Aspadec la misma relación, sino que, además, redoblen sus esfuerzos para que todo lo conseguido por Aspadec en los últimos 40 años se multiplique y fructifique en el resto de la sociedad”.