La senadora del Partido Popular por la provincia de Cuenca, Montserrat Martínez, ha lamentado hoy que los profesores interinos de Castilla-La Mancha sean los únicos de toda España que son despedidos en junio y no cobran su sueldo en los meses de verano. A juicio de la popular, esto se debe a la falta de voluntad política del Gobierno de Page que ha sido incapaz de gestionar convenientemente los recursos públicos y presupuestar, tanto en 2016 como en 2107, los 23 millones de euros necesarios para ello.

El PP de Cuenca lamenta que los profesores interinos de Castilla-La Mancha son los únicos de España que no cobran en los meses de verano
Martínez se pregunta como si Castilla-La Mancha va a recibir casi 500 millones de euros adicionales del Gobierno de España, “¿por qué Page no destina 23 millones de euros para pagar el sueldo a los docentes interinos en verano?”

Según ha explicado Martínez, Castilla-La Mancha tiene una situación mucho más favorable económica y socialmente que la legislatura pasada, por lo que habría muchos más recursos públicos, y además recibirá este año casi 500 millones de 5.387 millones de euros que ha dispuesto el Gobierno de Rajoy de manera extraordinaria para las comunidades autónomas para que éstas puedan mejorar la prestación de servicios públicos esenciales que tienen transferidos: sanidad, educación y servicios sociales.

“Si Castilla-La Mancha va a recibir casi 500 millones de euros adicionales del Gobierno de España, ¿por qué Page y Felpeto no destinan 23 millones de euros para pagar a los docentes interinos en los dos meses de verano?”, se cuestionaba la senadora del PP, al afirmar que “Page ha vuelto a engañar  los docentes porque les prometió el pago del verano, conforme le obligan las sentencias, pero finalmente no ha cumplido con su palabra”.

Tampoco ha cumplido el Gobierno de Page, como recordaba Martínez, con los opositores ya que el propio presidente prometió que habría convocatoria de oposiciones todos los años, “pero este año hemos visto con perplejidad como todo se han vuelto excusas para no convocarlas, empezando por la no existencia de  presupuestos nacionales; un pretexto que duró poco, porque el Gobierno de Rajoy autorizó a las comunidades autónomas para que convocasen y de hecho, otras comunidades como Madrid, Cataluña, Baleares ,Galicia, País Vasco y Andalucía sí lo han hecho”.

“La realidad es que en el presupuesto regional fallido no había ninguna partida consignada para tal fin, por lo que se podría afirmar que no hubo tal intención y que se ha jugado con el esfuerzo, trabajo e ilusión de miles de opositores que tendrán que esperar dos años más; además, mientras que el Gobierno de España avanza en el sentido de reducir la tasa de interinidad hasta llegar a un 8%, en Castilla-La Mancha tenemos una tasa de interinidad en cifras bastante elevadas que merma la calidad de vida y de trabajo de los interinos”, manifestaba la senadora del PP.

Además, Martínez ha recordado que somos la comunidad autónoma donde nuestros maestros y profesores imparten la carga lectiva más elevada de todo el estado y donde tenemos ratios ilegales –denunciadas por los propios sindicatos-; además de ser la tercera comunidad autónoma que tiene los peores datos de abandono escolar temprano y con un  elevado porcentaje de contratos a tiempo parcial que ronda el 25% en el caso de los maestros y el 38% en enseñanzas medias, “lo que provoca una situación insostenible de precariedad laboral denunciada también por los sindicatos”.

La senadora ha lamentado también como en septiembre de 2016 el Gobierno de Page anunció que este curso habría más docentes trabajando, y nada más lejos de la realidad, ya que fueron los propios sindicatos los que ofrecieron los datos reales: 507 maestros menos trabajando  este curso, a pesar de que el consejero de Educación dijo que se crearían 750 nuevos puestos de trabajo.

“No se puede confundir la creación de nuevos puestos de trabajo con la cobertura de las jubilaciones, para que se creen nuevos puestos de trabajo hay que rebajar la carga lectiva y las ratios y eso no se ha hecho en Castilla-La Mancha y a este paso es complicado que lo vayan a hacer”, lamentaba la popular al sumar a esta denuncia la desaparición de plazas fijas de la plantilla jurídica de los centros, que en el caso de  Cuenca  asciende a 34 plazas este año, lo  que supondrá más docentes suprimidos o desplazados.