“Montones de basura, mal olor, mosquitos, ratas y una imagen de total abandono. Es lo que está ocurriendo en lo que hasta hace unos meses eran los ‘puntos de recogida de residuos’ de Galápagos, y de un tiempo a esta parte se han convertido en un auténtico vertedero sin control”.Galàpagos. Ratas en viviendas próximas al punto recogida residuos

Así lo denuncian los concejales del Grupo Popular en el Ayuntamiento de Galápagos, que critican los problemas de salubridad que está provocando y responsabilizan directamente de la situación al Equipo de Gobierno, por la “pésima o nula gestión” que está llevando a cabo en éste y otros temas que afectan al bienestar de los vecinos.

Los concejales del PP lamentan los perjuicios que este “abandono” está provocando especialmente a quienes viven en las proximidades de lo que antes eran los ‘puntos de recogida de residuos’ y ahora se han convertido en un “estercolero donde los restos de poda y otros residuos se acumulan sin control”.

Según explican desde el Grupo Popular Municipal, hace unos meses el Equipo de Gobierno decidió cambiar el sistema de retirada de restos vegetales y suprimir los contenedores de los puntos de recogida de residuos tanto del casco urbano como de la urbanización Montelar, de manera que en esos lugares pasaban a depositarse los residuos para su posterior retirada y eliminación mediante un proceso de biotrituración, contratando el servicio con una empresa que, a tenor de los resultados, no está funcionando.

paisaje-galapagos
                                  Galápagos

“Según el contrato, el Ayuntamiento estaría pagando unos mil euros al mes por la retirada de los residuos de la urbanización Montelar y, además, se establecía un periodo de prueba de un mes para aplicar también el nuevo procedimiento en el casco antiguo”, explican los concejales del PP, lamentando que ese plazo se refería al mes de marzo y desde entonces “la situación ha ido a peor y la llegada del calor no hace sino complicarla aún más”. De hecho, ha provocado la presentación de quejas por parte de algunos afectados.

“No hay contenedores, los residuos no se retiran de forma eficaz y se acumulan al aire libre, provocando una situación que ya se hace insostenible”, subrayan los concejales del Grupo Popular, que se suman a las protestas de los vecinos y han presentado una moción en el Ayuntamiento para que se proceda a eliminar los restos vegetales (hierba, cortes de árboles, setos, etc) y la posterior limpieza del punto de gestión de residuos. Asimismo, el PP apela al consenso de los grupos políticos que integran la Corporación de Galápagos para tomar las decisiones que permitan gestionar ese punto de forma eficiente y eficaz.

“No puede ser que los vecinos tengan que sufrir la incompetencia  de un Equipo de Gobierno que no da respuesta a las necesidades de los habitantes de Galápagos”, lamentan los populares.