El director general de Desarrollo Rural del Gobierno de Castilla-La Mancha, Nicasio Peláez, se ha reunido este miércoles en Las Pedroñeras con los presidentes de los cinco grupos de desarrollo rural de la provincia de Cuenca (ADIMAN, ADI El Záncara, PRODESE, Alcarria Conquense y ADESIMAN) para darles a conocer las modificación del Plan de Desarrollo Rural (PDR) de Castilla-La Mancha que ha presentado a la Comisión Europea, fundamentalmente las relativas al LEADER, la metodología para el desarrollo rural.

En la programación de 2015 a 2020 hay previstos inicialmente unos 130 millones de euros para los grupos de desarrollo rural. En este sentido, Peláez ha señalado que el objetivo del Gobierno regional es que estos fondos sirvan para crear empleo en los municipios más deprimidos, potenciando ante todo proyectos productivos con el fin de hacer frente al problema de la despoblación que padece la provincia.

A esta reunión también ha asistido el director provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural en Cuenca, Joaquín Cuadrado, quien ha mencionado otras cuestiones contenidas en el PDR, como las ayudas de incorporación para los jóvenes agricultores, de agricultura ecológica, etc.