Robles agradece la labor del Banco de Alimentos y de las personas y organizaciones que colaboran con esta entidad
 En el mes de abril desde el Banco de Alimentos se han repartido en la provincia más de 18.826 kilos de comida.

El delegado de la Junta, Eusebio Robles, ha visitado el almacén central del Banco de Alimentos en Guadalajara para agradecer el trabajo que se realiza desde esta entidad, que se ha intensificado notablemente durante los últimos meses debido a la crisis sanitaria del COVID-19 y a sus efectos económicos y sociales.

Así, sólo durante el mes de abril, desde el Banco de Alimentos se han repartido en la provincia 18.826 kilos de comida, que han llegado a 4.115 personas. El reparto se realiza a través de diversos canales. Por un lado, los Servicios Sociales de la provincia emiten un informe en el caso de particulares o familias que necesiten este tipo de ayuda. Por otra parte, desde esta entidad se trabaja donando alimentos a entidades sociales que diariamente dan de comer a colectivos y también a parroquias que realizan reparto de alimentos.

El delegado de la Junta ha destacado la trascendencia que en un momento como el actual tiene el trabajo que se lleva a cabo desde esta organización social, que funciona con voluntarios y que preside Carmen Hombrados, a quien Eusebio Robles ha trasladado su agradecimiento para que lo haga “extensivo al resto de personas que ahora más que nunca se están volcando en esta tarea de ayudar a quienes se encuentran en una situación de mayor vulnerabilidad”.

Los datos de reparto evidencian los efectos de la crisis sanitaria en la economía de muchas familias de la provincia. Así, el año pasado en el mismo periodo de tiempo se repartieron alimentos para 990 personas, lo que supuso un reparto de 8.196 kilos, lo que refleja el importante incremento de familias con necesidad de este tipo de ayuda.

Eusebio Robles ha hecho un llamamiento a la solidaridad ciudadana para que se potencie la colaboración con estas entidades, “que suponen un importante elemento de garantía social en momentos como el actual y que colaboran con el objetivo del Gobierno regional de salir todos juntos de las peores situaciones, sin que nadie se nos quede atrás en el camino”.

Durante la presente crisis del COVID-19, desde el Centro Apícola de Marchamalo, dependiente del Gobierno regional, se ha hecho entrega al Banco de Alimentos, así como a otras entidades sociales, 84 kilos de miel para su posterior reparto.

 
Comparte esta noticia: