¿Cuántos trabajadores del servicio de transporte sanitario en Castilla-La Mancha han sido ya despedidos? ¿cuántos más se van a quedar sin empleo antes de que acabe el año? Y los que sigan en su puesto de trabajo, ¿van a cobrar la nómina el próximo mes?

Robisco “La complicidad de Page con la empresa incumplidora se está llevando por delante los derechos de los trabajadores del transporte sanitario”
Denuncia despidos de trabajadores y contrataciones en fraude de ley, y señala que la situación es tan precaria que los sindicatos anuncian movilizaciones por retrasos en el pago de las nóminas

Éstas son algunas de las preguntas que se hacen en el Partido Popular y que su portavoz adjunto del Grupo Parlamentario, Lorenzo Robisco, ha planteado hoy en el Pleno de las Cortes regionales, ante las sospechas de irregularidades en la adjudicación de un servicio que “empezó mal, y va de mal a peor”.

El parlamentario popular ha lamentado la inacción del presidente de Castilla-La Mancha ante las graves carencias que arrastra el transporte sanitario, asegurando que “Page, lejos de escuchar a los trabajadores y solucionar los problemas, consiente incluso que sufran amenazas, porque además de la amenaza de no cobrar a tiempo, se les coacciona en el trabajo”.

Una vez más, los populares ponen en tela de juicio el contrato del transporte sanitario en Castilla-La Mancha y ponen en duda su legalidad, teniendo en cuenta las graves deficiencias que presenta el servicio desde que el Gobierno de Page lo adjudicó hace ya más de un año. Un contrato “raquítico”, según ha denunciado Robisco en varias ocasiones, que ha convertido el transporte sanitario en un “auténtico caos y que ahora amenaza con poner en riesgo el cobro de las nóminas de los trabajadores, cuyos intereses no están siendo defendidos por Page, el máximo responsable de esta situación, por consentir desde el principio un contrato en fraude de ley. Page elaboró un pliego de condiciones en precario, y lo adjudicó a sabiendas a una empresa incumplidora”.

Durante su intervención en el Pleno, el portavoz adjunto del GPP ha expresado la preocupación del Partido Popular por la situación de precariedad que viven los trabajadores del transporte sanitario, y que padecen los cientos de usuarios de este servicio, por culpa de la “desastrosa gestión” que está llevando a cabo el Gobierno de Page.

“El transporte sanitario se está llevando a cabo en unas condiciones lamentables, Page ha hecho un contrato en precario y ahora lo estamos pagando todos”, ha lamentado Robisco,  asegurando que cuando hace ya más de un año, el Gobierno regional adjudicó este servicio, “sabían que no iba a funcionar porque era raquítico, porque no cumplía las condiciones laborables, con contratos en formación y en prácticas que no cumplen la legalidad, y con plazas sin cubrir”.

El diputado popular, que el pasado mes de abril ya preguntó en el Pleno por las condiciones de adjudicación del servicio, ha insistido también en que, además de incumplir la legalidad en materia laboral,  las ambulancias no reúnen los requisitos mínimos exigibles.

“El contrato del transporte sanitario se ha convertido en un auténtico fiasco, batiendo todos los récords de irregularidades y negligencias”. ¿En qué condiciones y qué tipo de empresas ha contratado Page para la prestación de un servicio tan importante. Y por qué no ha tomado ya medidas para atajar los problemas?”, pregunta Robisco, que ha instado al jefe del Ejecutivo a garantizar la tranquilidad de los trabajadores y el cobro de sus nóminas, “porque los ciudadanos ya pagan para ello, y la empresa está cobrando por ello. Si no lo hace hoy mismo, debe asumir responsabilidades políticas y cesar a su consejero de Sanidad”.