La Diputación Provincial de Cuenca va a contar para el próximo ejercicio 2019 con un presupuesto consolidado de 82,4 millones de euros, incluyendo los 4,4 millones del Organismo Autónomo de Gestión Tributaria y Recaudación (OAGTR) y los 3,8 del Patronato de Desarrollo Provincial. Así lo ha anunciado el presidente de la institución provincial, Benjamín Prieto, durante la rueda de prensa que ha ofrecido este jueves junto al vicepresidente, Julián Huete, en la que ha hecho especial hincapié en el incremento del 6,5 por ciento que va a experimentar el presupuesto ordinario de la Diputación hasta alcanzar los 76,6 millones de euros.

Prieto tilda el presupuesto de la Diputación para 2019 de “inversor y ajustado a las necesidades de la provincia”Un presupuesto que se someterá a debate en el Pleno ordinario del próximo día 28 y que Prieto no ha dudado en tildar de “inversor y ajustado a las necesidades de la provincia”, atendiendo las inquietudes y demandas planteadas por Ayuntamientos y colectivos conquenses y culminando las líneas maestras trazadas a lo largo de los últimos años en torno a la puesta en valor de los recursos existentes para propiciar el desarrollo de esta tierra y combatir a su vez el fenómeno de la despoblación.

Y todo ello, según ha recalcado, intentando llegar a todos los núcleos de población. Así, por ejemplo, se mantiene el esfuerzo inversor del Plan de Obras y Servicios con un presupuesto cercano a los 9 millones de euros, complementado, en el caso de las pedanías, con un plan específico de 100.000 euros, a semejanza del puesto en marcha este año por primera vez en la historia de la Diputación.

Infraestructuras

En opinión de Prieto, las infraestructuras son, sin duda, uno de los ejes primordiales de las inversiones de esta Diputación y como continuación de los trabajos iniciados en el presente ejercicio en la mejora de caminos, por ejemplo, se van a destinar 5,5 millones de euros, al igual que en carreteras finalizando la ejecución de inversiones por valor de 12 millones, que se suman a los cerca de 14 contemplados para el mantenimiento de los 1.600 kilómetros de la red viaria provincial.

Y, sin dejar las grandes infraestructuras y con el turismo como ámbito, el presidente también ha destacado la culminación prevista para este 2019 de una red de hospederías con la que revitalizar la provincia como destino turístico e incrementar su atractivo para el visitante. Proyecto que se iniciaba, en algunos casos, con la adquisición de algunos inmuebles y que va a tener su continuación este año con su rehabilitación como alojamientos turísticos en puntos como San Clemente, Yémeda, Huete y Uña, lo que va a suponer una inversión final cercana los 9 millones de euros, a la que hay que sumar los más de 600.000 destinados a la rehabilitación como alojamiento turístico singular de la antigua iglesia de la Trinidad de Moya, que, precisamente, ahora en fase de licitación para su gestión.

Continuidad que también se va a dar en este presupuesto con el proyecto de recuperación de las antiguas estaciones de ferrocarril ‘Serranía en vía’. Y es que, tal y como ha explicado el presidente, este programa cuenta con una dotación de 2,7 millones de euros y, en la actualidad, ya está redactado el proyecto del apeadero de La Melgosa y adjudicadas la redacción del proyecto y dirección de obra de los apeaderos de La Gramedosa y Enguídanos, mientras que se ha encargado a la empresa pública TRAGSA la redacción del proyecto y ejecución de las obras en los apeaderos de Arguisuelas, Yémeda-Cardenete y Mira.

Asimismo, además de continuar apoyando a los municipios en las actuaciones relacionadas con el ciclo hidráulico con un montante superior a los 700.000 euros, también se mantienen los convenios con el Ministerio del Interior y el Obispado para la rehabilitación de casas cuarteles de la Guardia Civil y edificios religiosos, respectivamente, a los que se suma la renovación con el Instituto Geominero; en total, en torno a 600.000 euros de inversión.

Novedades

Entre las novedades del presupuesto de 2019, para Prieto, hay que destacar, sin lugar a dudas, la puesta en marcha de puntos de inclusión digital en la provincia con una inversión casi 1,2 millones de euros, ofertando este recurso a los Ayuntamientos para implantarlos en los 336 núcleos de población con el fin de facilitar a los ciudadanos conectarse gratuitamente a Internet.

Novedades que no se acaban ahí, puesto que también se han contemplado desde 18.000 euros en ayudas destinadas a Ayuntamientos para la adquisición de equipos de protección civil hasta una partida de 50.000 para dar continuidad al programa de creación de empleo en el sector turístico, a través de la red de informadores turísticos, que ya se iniciara con el Plamit, pasando por una línea de subvenciones por importe de 85.000 euros para la compra de desfibriladores por los Ayuntamientos, complementando, de esta manera, los cursos de formación en la utilización de estos instrumentos que se están llevando a cabo con Cruz Roja de Cuenca.

Paquete de novedades al que hay que agregar, por un lado, la ayuda de 30.000 euros a la Demarcación de Cuenca del Colegio Oficial de Arquitectos de Castilla-La Mancha para la implementación del proyecto para el embellecimiento de los pueblos de la provincia y, por otro, la subvención de 70.000 euros a la Confederación de Empresarios de Cuenca (CEOE CEPYME Cuenca) para financiar parte de su Plan Estratégico para la Promoción de Cuenca como Destino Empresarial ‘Cuenca Adelante II’.

Prieto, por último, no ha querido olvidar los 613.000 euros contemplados para la mejora en edificios provinciales, entre los que se encuentra el proyecto de mejora del recinto de la Hípica con un montante de 350.000 euros.

En definitiva, según Prieto, un presupuesto adaptado a la realidad de esta provincia, con el claro objetivo de optimizar sus recursos, buscar iniciativas para hacerla más atractiva y propiciar su desarrollo en una clara apuesta por la lucha contra la despoblación.