El presidente de la Diputación Provincial de Cuenca, Benjamín Prieto, se ha desplazado este viernes hasta la localidad conquense de Horcajo de Santiago para vivir un año más en primera persona las fiestas en honor de la Inmaculada Concepción, declaradas de Interés Turístico Regional. Prieto ha querido acompañar a los horcajeños en la mágica noche de El Vítor, cuando se produce uno de los momentos más especiales de esta celebración con el cántico de la Salve a la Patrona y la salida del estandarte de la Sacristía para ser entregado a los tres portadores, que han acompañado a la Inmaculada Concepción por toda la localidad.

Prieto reivindica el espíritu acogedor de La Mancha Santiaguista durante las fiestas de El Vítor
El presidente de la Diputación de Cuenca no ha faltado a su cita anual con las fiestas en honor de la Inmaculada Concepción de Horcajo de Santiago, asistiendo este viernes al tradicional cántico de la Salve a la Virgen y a la salida del estandarte de la Sacristía en la noche mágica de El Vítor

El presidente de la Diputación ha destacado la relevancia de estos días de fiestas, en los que las gentes de Horcajo sacan a las calles el fervor y devoción a su Patrona, la Inmaculada Concepción, a la vez que demuestran su espíritu acogedor de cara a las miles de personas que acuden al municipio conquense a disfrutar y experimentar de esta tradición tan singular y arraigada.

No es de extrañar, por lo tanto, que haya agradecido a los horcajeños su esfuerzo constante por mantener viva esta tradición y devoción a la Virgen, porque, a su juicio, sirve para fomentar la convivencia entre las personas, así como para dar a conocer el rico y vasto patrimonio histórico-artístico no solo de Horcajo, sino también de toda la comarca. Y es que, a su juicio, La Mancha Santiaguista tiene mucho que ofrecer, de ahí que haya invitado a todos a disfrutar no solo de estas fiestas, sino también de este territorio de la provincia de Cuenca marcado por su especial sensibilidad hacia el patrimonio, la historia, las tradiciones y, sobre todo, por su hospitalidad.
Prieto ha mostrado su agradecimiento tanto a la Corporación municipal, encabezada por su alcaldesa, María Roldán, como a los Caballeros de la Virgen, por su invitación, porque le ha permitido vivir un año más ese fervor tan especial de los horcajeños hacia su Patrona, que, en su opinión, es digno de vivir y experimentar. Y a los horcajeños, por último, les ha querido desear un buen final de año y que afronten con ilusión y ganas el arranque del 2019.