Más de 800 visitantes pasaron por la Oficina de Turismo de Brihuega durante el puente del PilarFundamentalmente de Madrid y Valencia, los turistas recorrieron las históricas calles del Jardín de la Alcarria, con los Jardines de la Real Fábrica de Paños como principal reclamo junto al Castillo de la Peña Bermeja

Brihuega abrió de par en par sus puertas para los turistas que quisieron disfrutar de un fin de semana de paz y buen tiempo, lejos del estrés de la capital. Las visitas se concentraron fundamentalmente el sábado, donde por la Oficina de Turismo pasaron más de 450 personas, más las que decidieron visitar el pueblo a su aire.

Además de las pertinentes preguntas sobre el conjunto monumental y las visitas guiadas por el municipio, los visitantes también se interesaron por conocer otras poblaciones de la comarca alcarreña, así como dónde comer y alojarse, rutas de senderismo, la floración de la lavanda y las actividades programadas para el año que viene.

Los Jardines de la Real Fábrica se erigieron como la visita estrella, con más de quinientos turistas acreditados, frente a los casi cuatrocientos del Castillo de la Peña Bermeja. En esta ocasión, si bien fue muy transitado, el menos triunfal fue el museo, seguramente víctima del buen tiempo, que invitaba a pasear en abierto por las preciosas calles del municipio y visitar sus recuperados jardines.

Para el concejal de Turismo, Jesús Recuero, los datos son “muy positivos, fuera de la temporada alta que para nosotros es el verano, son muestra de que nos hemos convertido en un destino de referencia, con atractivos monumentales más allá de los paisajísticos que nos caracterizan”. Una impresión compartida por el alcalde, Luis Viejo, que lo considera “fruto del intenso trabajo realizado para la recuperación y puesta en valor de nuestro patrimonio, apostando por el Turismo como motor socioeconómico del municipio”.