Los municipios ribereños de Entrepeñas y Buendía, ignorados y relegados por el ministerio de Transición Ecológica y su Dirección General del AguaEl presidente de la asociación, Francisco Pérez Torrecilla, preocupado por las inversiones que aún quedan pendientes de ejecutar del Plan de Desarrollo de los Ribereños y el devenir de las obras de abastecimiento de Morillejo, pidió por escrito a finales de noviembre la convocatoria de la Comisión de Coordinación y Seguimiento y la constitución de la Comisión Técnica de la misma, que viene prevista en el convenio. Desde el ministerio se ha dado respuesta casi dos meses después y se escudan en la indisposición por enfermedad del director general del Agua, el mismo que el pasado diez de enero recibía a la comunidad general de regantes ‘Riegos de Levante Margen Izquierda del Segura’ en Madrid para tratar la construcción de una nueva desaladora

“Vaya por delante mi deseo de una pronta y completa recuperación al Sr. Manuel Menéndez, Director General del Agua, y lamentar que se encuentre indispuesto en estos momentos por unos problemas de salud que, al parecer, le impiden el normal desarrollo de su trabajo”, comienza la carta con la que el presidente de los ribereños da respuesta oficial al ministerio de Transición Ecológica, tras su escueta contestación, dos meses después, a la propuesta ribereña que por aquel entonces fue reflejada por los medios de comunicación mediante la correspondiente nota de prensa.

Desde la asociación perciben con preocupación ciertos aspectos del Plan de Desarrollo, sobre todo económicos y de realización de infraestructuras, y temen que, tras años luchando por su completa ejecución, el dinero se podría estar invirtiendo en actuaciones para municipios no ribereños que, aunque seguro que son necesarias, no deben ser financiadas con el dinero del Plan de Desarrollo aprobado en 2007 para los ribereños.

“Lamentamos cualquier problema de salud, pero nos inquieta ver cómo, sin embargo, la Dirección General sí que recibe a los regantes o se firman los correspondientes trasvases de diciembre y enero, ¿no pueden o no quieren recibirnos? ¿será que nuestro problema es más incómodo de afrontar que el de los regantes del SCRATS?” ¿o será que para el Gobierno es más seductora electoralmente la idea de atender a la cuenca del Segura y no a la del Tajo?, se pregunta Pérez Torrecilla.

Desde el ministerio aducen también, con extraña sorna, que la creación de la Comisión Técnica está fuera de lugar en estos momentos, después de doce años. “Conviene recordarles, tal vez, que en ningún caso lo que pedimos se puede considerar como la creación de un nuevo órgano cuando está prevista su constitución en la cláusula 7ª.2 del Convenio, y debería llevar funcionando desde el año 2007”, explica el presidente de la asociación.

“Quizás para la Dirección General y el Gobierno no lo sea, pero para nosotros este es un tema capital y no nos gusta que se nos de largas. Es inadmisible que se trate de forma preferente y urgente siempre a la parte beneficiada del trasvase y no se haga lo mismo con la parte perjudicada. Deseamos una pronta recuperación al director, pero si puede recibir y reunirse con otros colectivos y aprobar trasvases, no entendemos por qué a nosotros no se nos puede prestar la atención que sin duda merecemos.”