El Synthi 100 y Julio Sanz

Con el apoyo del Patronato Universitario Cardenal Gil de Albornoz, ha comenzado la restauración del Synthi 100, un sintetizador híbrido analógico-digital fabricado por Electronic Music Studios Ltd.,  alma mater del histórico Gabinete de Música Electroacústica de Cuenca (GME) que, en sus tiempos de gloria, estuvo ubicado en el Conservatorio que, en esos años, se ubicaba en la Plaza de la Audiencia. Una idea que tuvo Jesús Villa-Rojo, exdirector del Conservatorio de Cuenca, que fue muy bien acogida por López de Osaba y por Cristóbal Halffter quienes tomaron, por modelo, el conservatorio de Stuttgart y el famoso Synthi 100 que, entonces, era el único aparato de este tipo existente en España. El estudio se inauguraría en 1983 con el técnico Leopoldo Amigo y, poco a poco, se le iría dando una proyección que proporcionó la llegada de compositores como Vaggione, Enrique X.Macias y  G.Brncic, quien lo convierte en un centro al que acuden jóvenes compositores de toda España.

A Leopoldo Amigo le sucede Julio Sanz, quien forma la asociación AVADI a través de la que se han publicado tres discos (Foro de Comunicaciones Electroacústicas), en los que se reúnen obras de 35 compositores electroacústicos.

Tras su desaparición, el nuevo Gabinete de Música Electroacústica (nGME) de Cuenca, gestionado por el Grupo de Investigación I+D+i FuzzyGab.4 de Bellas Artes, acaba de iniciar la restauración de este instrumento fundamental para comenzar la recuperación de estos fondos en el Instituto de Tecnología, Construcción y Telecomunicaciones (ITCT) de la UCLM. Las labores técnicas serán llevadas a cabo por Daniel Araya con el apoyo de los investigadores Julio Sanz Vázquez, Joaku de Sotavento, Dien Uan, Javier osona y Silvia Molina.