La Plataforma Stop Macrogranjas en Quintanar del Rey organiza una nueva manifestación…, en cocheLa Plataforma Stop Macrogranjas en Quintanar del Rey organiza una nueva manifestación…, en coche programada para este sábado 5 de septiembre desde la estatua de “La mujer Quintanareña” en el recinto ferial de Quintanar del Rey a partir de las 17:30 horas.

Además, tras la reunión que la Plataforma tuvo con la Confederación Hidrográfica del Júcar el pasado 1 de Septiembre, señañan que sus sospechas fueron confirmadas, el procedimiento de evaluación ambiental de este proyecto no fue completo, deben pararse las obras y debe comenzar de nuevo todo el procedimiento.

La Confederación Hidrográfica les ha informado que no fue consultada respecto a este proyecto, ni por la Junta de Comunidades ni por el Ayuntamiento de Villanueva de La Jara.

  1. Las consultas y la información pública deben ser realizadas por el órgano sustantivo que es el Ayuntamiento de Villanueva de la Jara.

No hay constancia de que consultase a ninguna de las administraciones públicas afectadas, incluso dos de las administraciones afectadas (el Ayuntamiento de Quintanar del Rey y la Confederación del Júcar) afirman que no han recibido nada.

No pueden decir que no lo sabían, la propia Junta se lo recordó en 2016 y le listó algunas de esas administraciones, como por ejemplo la Confederación.

  1. La JCCM por su parte debe revisar toda la documentación, y específicamente debe revisar que el procedimiento de consultas e información haya sido correcto. Por lo que, si la Jara no lo hizo, la JCCM debería haber requerido su subsanación.
  2. Además, la Junta indica, en el Declaración de Impacto Ambiental publicada 4/10/2016, que se ha consultado entre otros a la Confederación del Júcar.
  3. Por lo tanto, creen probado que, si ni se le ha consultado a la Confederación del Júcar, ni al Ayuntamiento de Quintanar del Rey, y quizás a ninguna de las administraciones y asociaciones que deben consultarse, que el EsIA presenta deficiencias, por lo que el procedimiento no tiene validez y debería comenzar de nuevo.

Respecto al promotor, siguen apareciendo errores en el Estudio de Impacto Ambiental (EsIA). En ese informe, allá por 2016, se afirma que “Se tiene solicitada la concesión de aguas subterráneas a la Confederación Hidrográfica del Júcar para el nuevo consumo…” y tras la reunión con la Confederación nos hemos enterado de que el promotor hizo la petición de concesión de aguas en junio de 2020.

 
Comparte esta noticia: