El Gobierno de Castilla-La Mancha ha actuado ya en 15 kilómetros de caminos rurales de la provincia de Guadalajara, a través del plan puesto en marcha por el Ejecutivo autonómico para el acondicionamiento y mejora de este tipo de vías.

Así lo ha aseverado el delegado de la Junta en Guadalajara, Alberto Rojo, durante la visita que ha realizado a la actuación que se ha llevado a cabo en el camino existente entre los términos municipales de Atanzón y Caspueñas, donde ha estado acompañado por los alcaldes de estas dos localidades, Carlos Cabras y José Antonio Alonso, respectivamente, y por el director provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Santos López.

La Junta ha ejecutado ya el arreglo de 15 kilómetros de caminos rurales en la provincia de Guadalajara
 El Gobierno regional invertirá 4,5 millones de euros para arreglar 209 kilómetros de caminos correspondientes a 313 núcleos de población de la provincia.

El camino visitado tiene la particularidad de estar asfaltado, ya que actúa como una carretera provincial que permite a las vecinas y vecinos de Atanzón conectarse con las localidades del entorno y con Torija, que actúa de municipio cabecera de la zona, de manera directa y evitando un rodeo de cerca de media hora. Antes del acondicionamiento que se ha llevado a cabo a través del Plan del Gobierno de Castilla-La Mancha, el camino presentaba dificultades para la circulación en algunos tramos, que es en los que se ha actuado.

Para el delegado de la Junta en Guadalajara, el arreglo de ese camino, que se ha incorporado al plan por el acuerdo entre los dos municipios limítrofes, ejemplifica la utilidad del programa planteado por el Gobierno regional y al que en todas las provincias de la región, excepto en Guadalajara, se han sumado las diputaciones provinciales. “Es incomprensible que la Diputación haya dicho no a colaborar, a trabajar de manera conjunta para mejorar nuestros pueblos”, ha señalado Alberto Rojo, que ha precisado que, de haberse firmado un convenio como en el resto de provincias, “podríamos haber arreglado el doble de kilómetros de caminos”.

Así pues, en la provincia de Guadalajara el Plan para el acondicionamiento y mejora de caminos rurales es financiado exclusivamente por el Gobierno de Castilla-La Mancha. La inversión destinada a este fin asciende a 4,5 millones de euros, “que podría haber sido del doble con el aporte de la Diputación”, recuerda Rojo.

El dinero invertido por el Ejecutivo autonómico permitirá actuar en 209 kilómetros de caminos rurales de la provincia, la mayoría de ellos de zahorra. Estos caminos se encuentran en los términos de los 313 pueblos de la provincia que se acogieron al Plan, una cifra que, a juicio del delegado, demuestra “que este plan era muy esperado y demandado por nuestros municipios”.

Las obras de este plan se están ejecutando con 8 equipos de maquinaria y 2 de hormigonado. Ya han finalizado las obras en 18 municipios: 6 de la Comarca de Molina (Chequilla, Alcoroches, Megina, Traid, Pardos y Torrubia); 10 de la Sierra Norte (Prádena de Atienza, Condemios de Arriba, Naharros, La Miñosa, Campillo de Ranas, Cantalojas, Bustares y la Nava de Jadraque) y dos de la Alcarria (Atanzón y Caspueñas). Actualmente, están en ejecución los arreglos de los caminos de 13 municipios.