La decisión de que el Ayuntamiento de Cuenca dejara de pagar una serie de facturas de aquellos inmuebles en los que ejercen su actividad diferentes asociaciones de la capital se tomó en enero de 2014, tras una fiscalización de la Intervención Municipal al Servicio Eléctrico y a Patrimonio.

Ahora, explica el pCómo-funciona-una-bombillaortavoz del equipo de Gobierno, José Ángel Gómez, lo que se pretende es ‘aprovechar los cambios de titularidad que hay que hacer con motivo de que la empresa Gas Natural se ha quedado con todo el suministro eléctrico de las dependencias municipales y hacer un reparo, es decir, pagar esas facturas’.

En este sentido, el edil informa que ‘las facturas venían en bloque y se estaban pagando facturas de consumos particulares y de locales no municipales’. Es por ello, añade, ‘lo que no se puede hacer es seguir rechazándolas y hacer una bola de 200.000 euros’.

Así, especifica, ‘levantar el reparo de la Interventora en el Pleno consiste en pagar a la compañía eléctrica para poder hacer los cambios de titularidad y evitar los cortes de luz’.

De esta forma, según palabras del propio portavoz, ‘estamos intentando reconducir un problema que viene de la legislatura anterior y arreglar esta situación’, pues ‘ahora mismo la deuda está en torno a 80.000 euros y no podemos cambiar la titularidad de algunos de ellas si no hemos hecho antes el pago’.

Una vez se haya formalizado el mismo, continúa Gómez, ‘vamos a hablar con los beneficiarios de esos suministros para cambiar las facturas a su titularidad’ porque el edil entiende que ‘no debe ser legal que el Ayuntamiento sea el titular del suministro eléctrico de otras asociaciones’.

No obstante, añade, ‘eso no quita que el Ayuntamiento pueda ayudarles a pagar ciertos recibos, pero ahora tenemos una carga total de 108.000 euros, con algunas facturas de 3.000 euros mensuales y el Consistorio, con su actual situación económica, no puede asumir al menos todos’.

 

 
Comparte esta noticia: