La intención es que esta celebración, que cumplirá ya su quinta edición, tenga lugar en el centro de la ciudad como ha ocurrido tradicionalmente y allí las librerías tengan sus puestos para vender ejemplares y entrar en contacto con los usuarios el próximo 23 de abril.

La Asociación Provincial de Libreros y Papeleros de Cuenca y CEOE CEPYME Cuenca ya han iniciado los trabajos para volver a celebrar el Día del Libro el próximo 23 de abril.

La intención es que nuevamente esta conmemoración de la fecha en la que fallecieron William Shakespeare y Miguel de Cervantes se sitúe en el centro de la ciudad y para ello esta organización sectorial ha mantenido una reunión en el Ayuntamiento con el alcalde de Cuenca, Ángel Mariscal y la concejal de Turismo y Cultura, Marta Segarra.

La Asociación Provincial de Libreros y Papeleros de Cuenca ha encontrado plena colaboración en el consistorio conquense para que tenga lugar la quinta edición de esta actividad que en su última edición congregó a más de tres mil personas en el entorno de la plaza de la Hispanidad.

Colaboración

La intención de CEOE CEPYME Cuenca y su organización sectorial es que desde primera hora de la mañana los libros estén en la calle y a su vez se puedan organizar una serie de actividades lúdicas, todavía por determinar, para atraer a más público a entrar en contacto con la literatura.

La programación está todavía sin cerrar, pero la Asociación de Libreros y Papeleros cuenta con el apoyo del Ayuntamiento y espera contar con el de otras administraciones como Diputación y Junta de Comunidades, que tradicionalmente han colaborado, para completar una buena programación.

Este año, el Día del Libro se celebrará en sábado, por lo que los organizadores confían en que este hecho multiplique la presencia de visitantes y también se plantea la posibilidad de trasladar alguna actuación a la mañana por este mismo motivo.

Del mismo modo, la intención de la Asociación de Libreros y Papeleros es seguir apostando por el concurso literario que tan buenos frutos ha dado y que ha potenciado el cariño de los alumnos más jóvenes por la literatura.