José Luis Vega destaca la igualdad entre personas y territorios como principio fundamental de la Constitución
• En el acto institucional por el cuadragésimo primer aniversario de la Carta Magna, celebrado en el Centro San José, el presidente de la Diputación ha defendido el modelo territorial diseñado por el título VIII.

El acto institucional del Día de la Constitución, convocado conjuntamente por la Diputación Provincial, el Ayuntamiento de Guadalajara, la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y la Subdelegación del Gobierno ha tenido lugar este año en el Centro San José. Durante el transcurso del mismo, representantes de asociaciones de Guadalajara y de los servicios públicos sanitario y educativo han leído varios artículos de la Constitución correspondientes a su título I, en el que se recogen los derechos y deberes fundamentales de la ciudadanía.

José Luis Vega, presidente de la Diputación, institución encargada de la organización del acto en esta ocasión, ha intervenido en nombre de las cuatro administraciones, en presencia del alcalde de Guadalajara, Alberto Rojo, el consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, el delegado de la Junta de Comunidades en Guadalajara, Eusebio Robles, y el subdelegado del Gobierno en la provincia, Ángel Canales.

En su discurso institucional, Vega ha destacado que “la Constitución de 1978 se hizo para mejorar la vida de las personas” y “el resumen general de su etapa de vigencia es que en España se vive mucho mejor hoy que hace 41 años”. Además, ha subrayado que en estos 41 años “España ha demostrado ser un país sólido para afrontar etapas de dificultad, gracias al edificio constitucional que entre todos hemos construido”.

José Luis Vega ha definido la Constitución como “el programa marco de actuación que los sucesivos gobiernos y parlamentos, y la sociedad española, han debido desplegar a lo largo de estos años” para conseguir “el progreso y la mejora de la calidad de vida de la ciudadanía española en su conjunto”.

Por estas razones, y tras recordar que “el texto constitucional se elaboró para proyectarse hacia el futuro”, ha hecho un llamamiento a “reafirmarnos hoy más que nunca en la defensa de nuestra Constitución” ante “discursos y tendencias que cuestionan determinados principios constitucionales y amenazan con echar abajo todo lo conseguido” desde la aprobación de la Carta Magna en 1978.

Defensa de la organización territorial establecida por el título VIII.

El presidente de la Diputación ha recalcado que “los engranajes de la Constitución están interconectados y forman un cuerpo común”, como demuestra que “la igualdad entre todos los españoles es el principio común que inspira tanto el título I, de los derechos y deberes de las personas, como el título VIII, de la organización territorial del Estado”.

Tras leer varios artículos del título VIII, ha señalado que “las comunidades autónomas han facilitado hacer efectivos los derechos, libertades y deberes fundamentales del título I”, mediante el “acercamiento de servicios y derechos básicos a la ciudadanía”. Por ello, ha defendido el modelo territorial vigente y ha afirmado que el mandato constitucional que establece que “todos los españoles tienen los mismos derechos y obligaciones en cualquier parte del territorio español debe hacerse efectivo también en las zonas rurales y más despobladas del país”.

En este sentido, ha subrayado que “defender la Constitución es trabajar para que todas las personas tengan los mismos derechos y servicios de calidad, residan donde residan”, mientras que “no se defiende la Constitución por autoproclamarse constitucionalista, si al mismo tiempo se cuestionan los principios básicos que la inspiraron” o “queriendo eliminar el título VIII, que regula la organización territorial del Estado español”.

“Si se reforma, que sean sobre la base de la convivencia y no por  oportunismo político”.

José Luis Vega ha terminado su intervención refiriéndose la posibilidad de introducir reformas en la Constitución de 1978. “En estos 41 años, ha cambiado mucho y para bien España y ha cambiado el mundo entero, pero gracias a la visión de Estado y de futuro con que se redactó la Constitución sigue plenamente vigente” y, si hay que introducir reformas, “sería deseable que se planteen con la misma generosidad que se redactó su texto en 1978, sobre la base de la convivencia y no del oportunismo político”, ha dicho.

 
Comparte esta noticia: