La moción presentada en la sesión plenaria de ayer por el grupo municipal de IU de Azuqueca de Henares que recogía las reivindicaciones del colectivo de profesionales de este servicio, contó con el respaldo de la mayoría de los miembros de la Corporación.

IU Azuqueca consigue que su moción a favor de la mejora del Consorcio para el Servicio de Prevención, Extinción de Incendios, Protección Civil y Salvamento (CEIS) salga aprobaba por mayoríaPara el edil Emilio Alvarado, portavoz en el Pleno para este punto “los 97 efectivos actuales del CEIS precisan mejores condiciones laborales, con nuevas contrataciones, así como los medios adecuados para que cumplan con profesionalidad con la importante función de la que son responsables: salvaguardar nuestras vidas en caso de emergencias y catástrofes”.

 Alvarado recalcó que era un asunto que no debía politizarse y que todos los grupos políticos debían apoyarla porque la falta de efectivos afecta a las vecinas y vecinos del municipio, debido a que las dotaciones son insuficientes y  por ello es preciso aumentarlas.

Finalizaba el edil señalando que “el propósito de estos profesionales consiste nada más y nada menos que en velar por nuestra seguridad e integridad antes desgracias como el fuego, los accidentes y las desapariciones, también en situaciones de emergencia climatológica y primeros auxilios, así como tareas preventivas, informativas y de asesoramiento que requieren de una actualización permanente de sus conocimientos y protocolos”.

También fue aprobada en el Pleno del día de ayer la nueva Relación de Puestos Trabajo (RPT) de la plantilla municipal. La portavoz de IU, María José Pérez, criticó de nuevo la costumbre que tiene el gobierno socialista de no dar información a los grupos de la oposición y el hecho de que no estuvieran incluidos en esa relación todos los puestos de trabajo que actualmente se desempeñan en esta Administración. “No entendemos que se argumente que las fichas de estos trabajadores no aparecen porque son puestos de carácter temporal avocados a desaparecer cuando la mayoría de ellos llevan más de veinte años prestando servicio para este Ayuntamiento. Lo que sucede es que no había voluntad política de incluirlos en la plantilla municipal”.