Que lo socialistas no se cortan un pelo a la hora de usar las instituciones o medios públicos para su provecho personal, es cosa sabida. No hay más que ver la trayectoria y la traca final del actual gobierno de la nación. Y menos mal que la trayectoria ha sido corta!!

Inaugurando…
Agustín Gil. Concejal del Grupo Popular en el Ayuntamiento de Azuqueca de Henares

En Azuqueca, el alcalde Blanco, de la cuerda de Sánchez, no le va a la zaga a éste: en febrero ya teníamos el Azucahica de marzo trufado de inauguraciones y anuncios  electoralistas. En portada, Blanco y la ministra Valerio inaugurando el edificio de la Seguridad Social, iniciado en tiempos de ZP, y que, seguramente, para que no le echaran en cara que “recortaba”,  el PP continuó construyendo cuando debería haberlo parado y repensado.

Verán: el edificio tiene la friolera de dos plantas y sótano, con 3.600 m2 construidos, cuando con 600 seguramente ya sobraría. Tiene buena parte del sótano prevista para archivos, cuando ya todo se digitaliza y esos metros no van a tener uso ninguno. En la baja, donde  el personal de la Seguridad Social  atenderá al público, sobra más de la mitad de la planta. Y la primera le  sobra entera al ministerio, porque ya anunció la ministra que se utilizará llevando allí servicios municipales, no se sabe cuáles, ya que se alquilará al Ayuntamiento, no se sabe a qué precio.

Es decir, matar moscas a cañonazos construyendo un edificio seis veces mayor de lo necesario, presumiendo encima de que (en palabras de Valerio)  es necesario “optimizar al máximo los recursos públicos”

Sigue el Azucahica socialista (que no municipal) anunciando la pretensión de transformar en un parque bioclimático la pista del Foro. ¿Cuánto dinero se ha gastado ya en el Foro? Un edificio construido sin saber para qué hace décadas y que lleva encima un buen puñado de remodelaciones e incluso proyectos de remodelaciones (de 36.000 euros solo el proyecto) que luego no se llevó a cabo, dinero tirado. Recuerden que tiene  un sótano enorme sin uso, y que   inicialmente contaba  hasta con un auditorio al aire libre cuyo escenario tenía las vías de tren justo detrás, magnifica previsión, auditorio que pasó a pista deportiva y que ahora anuncian como parque bioclimático. Veremos.

Más anuncios: Nos dicen que  “en los próximos meses entrará en funcionamiento la cafetería” del edificio antes estación de autobuses, intercambiador, equipamiento integrado,  EQ+I, y ahora EJE (Espacio Joven Europeo). Después de cinco años desde su construcción, ya era hora. Pero creemos que si en estos cinco años nadie se ha interesado por su explotación, será raro que ahora si suscite interés. Veremos.

Como no queremos cansarles, no vamos a detallar aquí la panoplia de anuncios  de obras en marcha y obras que va a realizar el émulo de Sánchez en Azuqueca. Sólo nos detendremos en el horror que presentan como solución al problema de aparcamiento en los alrededores de la estación de Renfe. Si esos mamotretos del fotomontaje es por lo que optan para cumplir sucesivas promesas y compromisos electorales, apañados vamos.

Acabamos con un edificio que no es estrictamente  municipal, pero lo será dentro de cincuenta años, el tanatorio. El equipo socialista, haciendo uso otra vez de medios municipales, anunciaba en abril de 2015 que cuatro meses después, en agosto, estaría en funcionamiento el tanatorio. Y se anunció mintiendo a conciencia, porque cuando lo anunciaron no solo es que no se disponía del proyecto de ejecución, es que ni siquiera habían examinado el básico.

Los cuatro meses se han convertido en cuatro años, el edificio del tanatorio está acabado desde septiembre de 2018, y el tanatorio sigue sin funcionar. (Aclaramos que seguramente no tenía nada  que ver la publicación de ese anuncio en  abril de 2015 con las elecciones municipales del mes siguiente, ni tampoco tiene que ver este retraso con la intención de que llegaran las elecciones de 2019 para inaugurarlo).

Este es el valor de la palabra de los socialistas y su cara dura a la hora de hacer anuncios, usando partidariamente medios públicos que pagamos todos.  Como siempre, el socialismo atiende más al cálculo electoral y a sus propios plazos que a las verdaderas necesidades de los ciudadanos.

 

Agustín Gil. Concejal del Grupo Popular en el Ayuntamiento de Azuqueca de Henares