Ginecólogos, pediatras, matronas y enfermeras del “Virgen de la Luz” elaboran un protocolo de cuidados paliativos perinatales
 El objetivo es ofrecer apoyo y cuidados en los casos de niños que nacen por debajo del límite de la viabilidad o con una enfermedad incompatible con la vida

Ginecólogos, pediatras, matronas y enfermeras de los Servicios de Pediatría y de Ginecología y Obstetricia del Hospital Virgen de la Luz de Cuenca, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), han elaborado un protocolo de actuación para llevar a cabo cuidados paliativos perinatales en el área sanitaria de Cuenca.

El objetivo de este protocolo, que ha sido presentado en Sesión Clínica por la matrona, Mónica Latorre, es ofrecer dichos cuidados a las familias de niños que nazcan por debajo del límite de la viabilidad o que hayan sido diagnosticados con una enfermedad de las denominadas “incompatibles con la vida”.

Según han explicado, gracias a este protocolo se mejoran las estrategias para prevenir, evitar y paliar en lo posible el sufrimiento físico y psíquico, proporcionando un apoyo multidisciplinar e integral que estará centrado en el niño y en su familia.

Prestar de forma reglada esos cuidados ha sido el objetivo en la elaboración de este protocolo cuya realización ha permitido mejorar la formación de ginecólogos, pediatras, matronas y enfermeras sobre los cuidados paliativos al inicio de la vida, así como servirles de apoyo en la toma de decisiones que no siempre son sencillas.

Destacar que este tipo de cuidados son cada vez más demandados y diferentes asociaciones médicas como el American Collage of Obtetricians and Gynecologis and the Society for Maternal-Fetal Medicine, recomiendan que el asesoramiento a los padres después del diagnóstico debe incluir la opción de los cuidados paliativos perinatales.

Para los profesionales del Hospital de Cuenca que han participado en la confección de este protocolo,  en este tipo de casos no solo se trata de informar a las familias tal y como recoge la ley de autonomía del paciente, sino también de “escuchar, acompañar, asesorar y ofrecer una atención integral tanto al niño como a su familia”.

Indicar que el Hospital Virgen de la Luz fue galardonado durante el I Congreso Nacional de Investigación en Enfermería Asistencial con el segundo premio a la mejor comunicación oral por el trabajo “Cuidados paliativos perinatales: cuando se unen nacer y morir”, que fue presentado por la matrona Mónica Latorre y cuyo contenido estaba basado en el protocolo de cuidados paliativos perinatales con el que ya cuenta el centro sanitario conquense.