Eurocaja Rural dona una tonelada de alimentos no perecederos a Cipriano “El Amigo de los Pobres”
El presidente de la entidad financiera ha sido el encargado de entregar a esta ONG una partida de alimentos y aceite, en la que ha participado también Pieralisi, Oleotoledo y UTECO-Toledo. Con esta iniciativa, la cooperativa de crédito demuestra su implicación con los colectivos más desfavorecidos.

Eurocaja Rural ha entregado esta mañana en la sede de la ONG “Socorro de los Pobres” una partida de una tonelada de alimentos no perecederos a Cipriano “El Amigo de los Pobres”, con la finalidad de ayudar a las personas más necesitadas, así como una remesa de aceite de oliva virgen extra por parte de las empresas Pieralisi, Oleotoledo y UTECO-Toledo.

A esta aportación se ha sumado la partida de víveres obtenida con motivo de la campaña solidaria navideña desarrollada por Eurocaja Rural en beneficio de los colectivos más vulnerables, en la que los empleados realizaron donaciones durante la visita familiar al Belén de la Entidad.

El presidente de Eurocaja Rural, Javier López Martín, ha querido agradecer un año más a esta ONG “la implicación y el compromiso social” que realizan, y ha destacado la “importancia de ayudar a las personas más desfavorecidas en los momentos más difíciles”.

El acto ha contado con la presencia de Cipriano, responsable de la ONG y de los voluntarios que trabajan con él, así como de los representantes institucionales de las empresas colaboradoras: el gerente de Oleotoledo, Gregorio Gómez; el director gerente de UTECO-Toledo, José María Manzanilla; y el responsable comercial de Pieralisi en Castilla-La Mancha, Raúl Maroto.

Cipriano ha agradecido la colaboración de Eurocaja Rural, haciendo hincapié en los años que lleva la entidad financiera apoyando de forma desinteresada la labor que realiza “El Amigo de los Pobres” desde hace más de medio siglo.

Más de dos décadas colaborando

Eurocaja Rural lleva desde el año 1998 colaborando con esta ONG, fecha en la que la entidad financiera se puso en contacto por primera vez con Cipriano para conocer con detalle su actividad e interesarse por colaborar de forma activa con sus proyectos. Desde entonces, no ha faltado a su cita de apoyo a la ONG aprovechando la campaña solidaria de RSC que promueve por Navidad para ayudar a las personas más necesitadas.

Actos como estos suponen un ejemplo claro de la acción solidaria que la cooperativa de crédito establece con los más desfavorecidos. Una labor social y asistencial que lleva implícita la entidad en su ADN y que se recoge en el concepto de `Ruralismo´, que forma parte de su esencia.