Volvía a casa. Después de la victoria en el Manuel Trujillo ante el Almagro, el Conquense volvía a jugar en La Fuensanta y, esta vez, lo hacía ante el Azuqueca. Los de Azuqueca de Henares visitaban Cuenca tras perder en su visita al campo del Illesca por 2 a 0.

Empate del Conquense ante el Azuqueca que sabe a pocoEl partido empezó como lo planteó Nacho Alfonso, su equipo contralaba y dominaba el balón mientras sus rivales optaban por cuidar la meta de Alan, a la espera de tener un contraataque donde abrir la lata.

No se tardó mucho para ver la primera ocasión de peligro. Más concretamente en el 5´ de juego Ruben acechó la meta, con un disparo que Isi desvió al córner. La consecuencia de esta jugada fue el cambio de roles, el Azuqueca llegaba a la meta conquense con una tranquilidad digna de admirar. Además, los de la provincia de Guadalajara se mostraban certeros y seguros en defensa. 

Por otro lado, la balompédica pasó a jugar al límite del fuera de juego, con balones profundos que el colegiado no dudaba en anular cuando se encontraban en posiciones antirreglamentarias. Tras un saque de meta del portero de los (hoy) vestidos de verde, la balompédica recuperó el esférico en la medular y amenazó a su meta con un gran derechazo de Zequi.

Ambos equipos amenazaban con modificar el resultado, pero ninguno pudo concretar ninguna jugada para hacerlo. El equipo de Alberto Parras tuvo la más clara de partido con un remate de Paco Tomás que se estrelló en el travesaño. Además, presionaban a la salida de balón del lateral izquierdo Manzano donde, en más de una ocasión, obtuvieron petróleo, llegando a plantarse en ¾ de campo de los locales. En cambio, la balompédica estaban más despiertos y siempre buscaban aprovechar algún despiste de su rival.

Ya en la segunda parte, el Conquense supo aprovechar las ocasiones que tuvo. En el minuto 52 de partido, tras un córner, Sahuquillo manda la pelota al fondo de la red con un cabezazo a placer, puesto que la defensa visitante le dejó solo al borde del área chica.

Con el 1-0 en el marcador, los que iban por detrás en el marcador no dieron un paso a delante para buscar el empate, lo que resultó favorable para que el equipo de Cuenca logre jugar al partido que su técnico quería proponer. 

Según pasaba el tiempo, el equipo visitante aparecía cada vez más en el partido. Hasta que, en el minuto 77, Balles, con una buena vaselina silenciaba La Fuensanta, imponiendo las tablas en el resultado. 

En los últimos minutos del encuentro, el Conquense atacaba sin cesar el área visitante mientras su rival, conformado con el empate, hacía tiempo para llevarse un punto a casa. La Fuensanta apretaba como nunca en el partido, pero lo hizo sin obtener resultado alguno. Finalmente, el colegiado pitó y la resolución del encuentro fue un reparto de puntos entre ambos equipos.

Por Nahuel Briscek