El vicepresidente primero del Gobierno de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro, ha expresado su satisfacción por la puesta en marcha de la Sala de Hemodinámica en el Hospital Virgen de la Luz de Cuenca y ha asegurado que es una “magnífica manera” de terminar una legislatura que ha sido “muy importante” en materia sanitaria para la provincia de Cuenca.

El hospital de Cuenca envía una nota de prensa, a tres días de las elecciones asegurando que marca un nuevo hito en materia sanitaria con la implantación de la sala de hemodinámica
El vicepresidente primero del Gobierno regional y el gerente del Área Integrada de Cuenca han visitado el nuevo espacio

Martínez Guijarro, que ha visitado junto con el gerente del Área Integrada de Cuenca, Ángel Pérez Sola, la nueva Sala Mixta de Hemodinámica Cardiaca y Radiología Intervencionista en donde se está procediendo a la instalación y montaje del arco radiológico, ha asegurado que como vicepresidente del Gobierno regional y como conquense se siente “satisfecho y emocionado” de ver que ya es una realidad prácticamente operativa y a disposición de los conquenses.

“Los conquenses podemos estar muy satisfechos con este nuevo servicio que es vital en muchas ocasiones y que incrementa de una manera importante la capacidad de prestaciones del Hospital y creo que es un día para estar de enhorabuena, todos los profesionales sanitarios y el conjunto de ciudadanos de la provincia de Cuenca”, ha indicado.

Por su parte, el gerente del Área Integrada de Cuenca, Ángel Pérez Sola, que ha estado acompañado también por los jefes de servicio de Cardiología y de Radiodiagnóstico del Hospital Virgen de la Luz y por parte de los profesionales que van a trabajar en este nuevo espacio, ha asegurado que se trata de un día muy importante para Cuenca ya que la puesta en marcha de la nueva Sala de Hemodinámica “es un hito para la sanidad conquense” y ha apuntado que en  estos momentos se está culminando el proceso para comenzar la actividad.

Pérez Sola ha expresado su agradecimiento al Gobierno de Castilla-La Mancha “que se ha empeñado en que esta sala estuviese en Cuenca y que esta actividad se realizase aquí”, permitiendo que se puedan comenzar a realizar cateterismos cardiacos a los pacientes conquenses y que no tengan que desplazarse a otros hospitales para someterse a este tipo de pruebas.

Asimismo, el gerente ha puesto en valor el doble uso que se va a dar a esta Sala en la que también se llevarán a cabo procedimientos de radiología intervencionista, tanto vascular como radiológicos, que ya se vienen realizando en Cuenca pero que se espera que con las prestaciones del nuevo arco radioquirúrgico puedan desarrollarse de manera exponencial.

Por otra parte, ha recordado que se ha alcanzado un acuerdo con la Gerencia del Área Integrada de Albacete para que los facultativos de la Sección de Hemodinámica del Complejo Hospitalario Universitario de Albacete se desplacen a Cuenca con el fin de colaborar con los cardiólogos del “Virgen de la Luz” en la puesta en marcha de este nuevo servicio.

Inicio de actividad

La nueva Sala Mixta de Hemodinámica Cardiaca y Radiología Intervencionista del Hospital Virgen de la Luz de Cuenca tiene previsto iniciar su actividad y comenzar a realizar pruebas a los pacientes en la segunda quincena del mes de junio, una vez que haya finalizado el montaje e instalación del arco radiológico y se complete la configuración del aparato y el periodo de formación de los profesionales que van a hacer uso del mismo.

La dotación de este nuevo servicio en el “Virgen de la Luz” va a suponer un salto cualitativo en la prestación de la atención sanitaria en Cuenca y se calcula que va a permitir realizar al año más de un millar de técnicas complejas tanto de hemodinámica cardiaca como procedimientos de intervencionismo radiológico y de cirugía vascular.

La nueva Sala Mixta de Hemodinámica se ubica en la planta baja del hospital, ocupando una superficie de más de 200 metros cuadrados en la que se ha habilitado una sala técnica de intervención de más de 42 metros cuadros, en donde se está procediendo a instalar un arco radiológico que ha supuesto una inversión de 780.000 euros.

Además, la Sala cuenta una estancia para la ubicación del aparataje técnico necesario para su uso por el servicio de Radiodiagnóstico, además de una sala de maquinaría que da soporte al arco radiológico y un almacén para material fungible, adjunto a la zona de intervención.

Las obras realizadas en este espacio, que antes ocupaba el servicio de Salud Mental que se trasladó al Centro de Especialidad de Cuenca, han permitido también habilitar una zona de espera confortable con espacio suficiente para las camas de los pacientes que vayan a ser sometidos a este tipo de pruebas y zona para el despertar después de la sedación que acompaña a muchos de los procedimientos que se van a realizar en la Sala de Hemodinámica y Radiología Intervencionista.

También se ha habilitado un despacho para la realización de los informes por parte de los facultativos y una sala de espera y de información para los acompañantes, además de servicios y vestuarios.