Durante más de 20 años, la Asociación para el desarrollo Local de la Comarca sur de Guadalajara (COMARSUR), miembro de la Federación de Asociaciones para el Desarrollo Territorial del Tajo-Tajuña (FADETA) ha gestionado con éxito los fondos de distintos programas europeos, consiguiendo ayudas por más de 8,5 millones de euros para el desarrollo de los pueblos del territorio en el periodo 2007-2013. “Es el  Grupo de desarrollo Rural que mejores resultados y mejor valoración ha obtenido de toda  Castilla La Mancha”.

Así lo ha señalado la presidenta de COMARSUR, Montserrat Rivas, durante una comparecencia de prensa junto a otros miembros de la asociación para dar cuenta de la gestión realizada hasta la fecha, y poner sobre la mesa la firme decisión del grupo de defender los fondos europeos para seguir avanzando en el desarrollo de los pueblos que integran el territorio, de cara a la programación para el periodo 2014-2020.

En este sentido, Rivas ha lamentado la decisión de algunos integrantes de COMARSUR de abandonar la asociación para constituir otra, cuando hace apenas unos días (el 21 de marzo de 2016), esos responsables municipales aprobaron por UNANIMIDAD  los objetivos planteados en asamblea, iniciando los trámites para poder gestionar fondos europeos para la comarca sur de Guadalajara, durante el periodo 2014-2020.

“Se trataba de conseguir más fondos europeos para el medio rural de Guadalajara y por consiguiente aumentar el dinero para el desarrollo rural en nuestra zona, la comarca Sur de Guadalajara”, ha señalado la responsable de COMARSUR, que en base a ese acuerdo unánime ha expresado su sorpresa por el cambio de postura de los representantes de municipios como Mondéjar, Horche, Pozo de Guadalajara, Alovera o Driebes, “que participaron activamente en las mesas sectoriales para elaborar la estrategia de COMARSUR de cara a la nueva programación de fondos. Es más –subraya Rivas-, se da la circunstancia de que Horche y Driebes ocupan la vicepresidencia primera y segunda en la asociación”.

“No se entienden las razones de estos cambios y de esta decisión, salvo que tras ellas se oculten razones políticas de difícil comprensión y justificación”, apunta Rivas, que se mantiene firme en los objetivos de la asociación y lamenta los perjuicios que se puedan derivar de la situación. “Desde COMARSUR vamos a defender nuestra asociación y nuestra gestión, y vamos a exigir rigor, claridad y transparencia en la gestión de los nuevos fondos europeos que lleguen”.

En esta línea, se han mostrado tajantes: “llegaremos hasta donde haga falta para defender una asociación como la nuestra, que durante todos estos años ha conseguido importantes inversiones y logros para la zona. Nos ha caracterizado la igualdad, la transparencia, la objetividad y la imparcialidad en la gestión de los recursos, por lo que confiamos en que esta imparcialidad, transparencia y objetividad alcancen también a los órganos de decisión de la Administración regional a la hora de seleccionar a los grupos de acción local, entre los que en justicia debemos estar”.

COMARSUR no descarta recurrir a Europa para defender los intereses de los pueblos que integran su territorio.01 COMARSUR. Presidenta, Monserrat Rivas y otros miembros de Comarsur

 
Comparte esta noticia: