El alcalde Ángel Mariscal, acompañado de concejales y técnicos municipales, se ha reunido, en diferentes encuentros, con miembros de la Agrupación Provincial de Hostelería y Turismo; la Cámara de Comercio; y vecinos de la zona de Carretería, para explicarles de primera mano el ‘Proyecto de adopción de medidas urgentes para ampliar el área peatonal y recuperar la estética y funcionalidad en la calle Carretería’.

Los encuentros, entran

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

a formar parte dentro de la ronda de reuniones informativas que desde el Consistorio se está llevando a cabo a lo largo de esta semana con los agentes sociales de la capital.

Con este motivo, se expuso a los asistentes las principales líneas de actuación del proyecto que desde el Consistorio se va a abordar en las próximas semanas. Así, se puso de manifiesto que la iniciativa viene a dar respuesta al estado actual en que se encuentra la arteria principal de la capital.

La finalidad es dar una solución universal centrada en el espacio urbano y la nueva movilidad, mejorando la accesibilidad, con un diseño basado en la prioridad  y seguridad del peatón, y reutilizando elementos existentes como las canaletas o las jardineras, para obtener espacios peatonales seguros.

Entre los objetivos que se persiguen con esta iniciativa, se encuentra dar una solución urgente a la problemática existente, es decir, a los elevados costes de mantenimiento el entarimado, el deterioro, la acumulación de suciedad, las plagas y las barreras para las personas con movilidad reducida, por citar unos ejemplos.

Con este propósito, entre otros, las actuaciones generales se basarán en un fresado previo para encajar las capas de firme y posterior aglomerado de nivelación. Así también se colocarán las canaletas recuperadas, se colocará un bordillo para facilitar replanteos y separar zonas, se ampliará la zona peatonal con un aglomerado coloreado en su cara superior mediante resinas, se establecerá una zona mixta de vehículos autorizados y peatones, todo ello con una zona transversal sin barreras ni escalones, y se recolocará el mobiliario urbano recuperado, así como se llevará  a cabo una señalización vertical y horizontal.

Además, los técnicos incidieron en que se trata de una solución versátil que servirá como base a la solución que sobre el tráfico se lleva a cabo.

Finalizadas las distintas presentaciones del proyecto, los asistentes tuvieron la oportunidad de manifestar sus sugerencias, que fueron debidamente respondidas y anotadas por los técnicos. No obstante, la iniciativa está siendo bien acogida en general por los diferentes agentes sociales.

El proyecto tendrá que ser aprobado por la Junta de Gobierno Local, para dar comienzo a unas obras cuyo plazo de duración está previsto que sea de dos meses. En cuanto a la financiación, va con cargo a las mejoras del contrato de la ORA.

 
Comparte esta noticia: