A tres personas en Guadalajara se les fue la fiesta en su casa de las manos acabaron detenidos por resistencia y desobediencia grave a agentes de la autoridadTres detenidos por resistencia y desobediencia grave a agentes de la autoridad por motivo de una fiesta en un domicilio particular

Los hechos tuvieron lugar el pasado sábado, a las 2,30 horas de la madrugada, al ser requeridos los servicios de la Policía Local por vecinos de la calle Pescadores por las molestias producidas por ruidos procedentes de una fiesta en un domicilio particular. A la llegada de los agentes, se solicitan los datos del titular de la vivienda, negándose en principio a facilitar la identidad del mismo, ante la insistencia de los agentes, una persona entrega su documento de identidad, momento en el que el agente que estaba tomando los datos es agredido por uno de los presentes, teniendo que ser inmovilizado para evitar la agresión.

Durante la intervención se tuvo que intervenir también a un perro de raza potencialmente peligrosa que salió del interior de la vivienda, así como a otro de los asistentes que agredió a otro de los agentes. En el exterior de la vivienda, un agente de la Policía Nacional que había acudido con una dotación policial a dicha vivienda, fue agredido también. Los tres detenidos, todos ellos vecinos de Guadalajara, ofrecieron una fuerte resistencia con intentos continuos de agresión. Ninguno residía en la vivienda objeto de la denuncia.