Mariano Rajoy ha intervenido este sábado en un acto del Partido Popular en la localidad de Mora (Toledo), que se ha celebrado de manera posterior a la visita a la Cooperativa Agroalimentaria de Nuestra Señora de la Antigua, que aglutina a más de 700 cooperativistas. El presidente ha calificado de “modélico” lo visto durante la visita, ha destacado el ascenso del sector agroalimentario, segundo sector exportador español junto a automóviles y productos químicos, y ha alabado el cooperativismo.

Rajoy ha recordado que las agencias han subido el rating de España, “lo que significa que genera mucha más confianza”. “Ayer, sin embargo, a una comunidad autónoma como Cataluña le bajaron el rating, porque genera mucha menos confianza. Moraleja: la certidumbre política, la estabilidad, la sensatez, el sentido común y la apuesta por la seguridad, al final, siempre son rentables porque repercute en la forma de vida y en la economía de la gente”, ha añadido.

Por el contrario, el dirigente popular ha destacado cómo “generar problemas donde no los hay, romper la baraja, generar incertidumbre y dar un mensaje de inestabilidad produce los efectos contrarios. Por eso, el PP apuesta por la seguridad, estabilidad y certidumbre. La gente necesita saber que no va haber cambios radicales y que no se puede jugar con la vida de la gente”.

LA IMPORTANCIA DE LAS DIPUTACIONES PROVINCIALES

El líder del PP ha explicado que “en España existen muchas realidades diferentes” en función de donde se viva, sea en grandes ciudades o en pequeños municipios, aunque de manera independiente a donde se resida “es importante recordar que todos los ciudadanos somos iguales ante la ley”.

En este sentido, Mariano Rajoy ha recordado, aludiendo al alcalde de Mora, que él fue concejal y diputado provincial, y que conoce bien la realidad de los pequeños municipios. “A veces cuando uno está en un despacho en una ciudad de cuatro millones de habitantes y no sale de allí puede hacer un análisis de porqué suprimir las diputaciones, pero se olvida de que la inmensa mayoría de los pueblos pequeños de nuestro país han vivido y han tenido servicios públicos en buen parte por las diputaciones provinciales que deben dedicar sus recursos a los pueblos pequeños”, ha subrayado el presidente.

DE AL BORDE DE LA QUIEBRA, A LA CREACIÓN DE EMPLEO

El presidente del Gobierno ha manifestado que “queda mucho por hacer, pero le hemos dado la vuelta la vuelta a la situación”. “Cuando llegamos al Gobierno, España estaba al borde de la quiebra y al borde del rescate, estábamos en crecimiento negativo, éramos el enfermo de Europa y ahora, por el contrario, vamos a ser el país de Europa donde más empleo se está creando y el que más va a crecer”.

En esa situación tan difícil y compleja como la que ha vivido España, el presidente ha recordado que ha habido que recortar de muchos sitios, como lo ha hecho toda la sociedad española, pero el Gobierno “ha preservado lo fundamental para la vida de las personas”. “No hemos congelado las pensiones nunca, el seguro de desempleo, la educación y la sanidad han seguido funcionando y España, en los próximos cuatro años puede alcanzar los 20 millones de trabajadores y consolidar un gran crecimiento económico”, ha proseguido.

QUIEN VOTA AL PP SABE A QUIEN VOTA

Mariano Rajoy ha señalado como uno de los principales problemas que tiene España el desempleo juvenil y, que “aunque se ha mejorado mucho, es una cifra inasumible. Ese es el reto”. El presidente ha querido lanzar un mensaje a los jóvenes: “No penséis que todo lo va a arreglar la administración, la vida, el mundo lo mueven las personas. Las administraciones tienen la función de generar las condiciones para que las personas y las empresas puedan operar, pero lo más importante, el mejor capital que tenéis sois vosotros mismos, vuestra voluntad, vuestro coraje, vuestras ganas y no rendirse nunca. No renunciéis nunca a internar mejorar”.

Por último, Rajoy ha explicado que “el Partido Popular es un partido solvente que no se ha creado hace unos días, que tiene representantes que defienden nuestro posiciones en toda España y que, con nuestro errores, quien vota al PP sabe qué vota y a quién vota”. “Lo peor que le puede ocurrir al país es volver a situaciones ya superadas por los tiempos o apostar por “aventuras desconocidas”.