Durante su intervención en un encuentro celebrado esta mañana con Nuevas Generaciones en Madrid, Cospedal ha recordado el ejemplo de diálogo y negociación que nos dio la Transición y ha señalado que desde el PP “se ha querido dialogar con aquellos partidos que dicen que defienden la Constitución” desde el mismo día de las elecciones generales.

Sin embargo, “hasta en 17 ocasiones Pedro Sánchez ha dicho que no quiere dialogar con el PP”. “Quieren dialogar con los independentistas, porque lo han hecho ya para darle grupo en el Senado” y “con todo el mundo quiere sentarse a hablar”, ha incidido antes de considerar que no hacerlo con el primer partido nacional “es una forma curiosa de creer en la democracia y es faltar por completo al respeto a siete millones de españoles que han votado al PP”.

LA OPCIÓN DEL FUTURO

La dirigente nacional del Partido Popular ha subrayado que “necesitamos un Gobierno fuerte y de los constitucionalistas para garantizar el futuro de España”. Por lo tanto, la opción de una gran coalición entre PP, PSOE y Ciudadanos que ha defendido el PP desde el 21 de diciembre es la única opción posible.

A partir de lo que une a estas tres fuerzas, ha continuado Cospedal, se pueden “debatir reformas y ceder”, pero siempre desde el consenso. Eso sí, ha dejado claro que “la frontera infranqueable siempre en el acuerdo y en la cesión es la igualdad y la unidad de todos los españoles”.

Así, ha advertido del peligro que supondría cualquier pacto que abriera la puerta a los que quieren romper el país: “Le pedimos al PSOE que no ceda ni traicione así el futuro de España y de los jóvenes españoles. No se puede ceder a cualquier precio”, ha resaltado antes de avisar que “si traiciona de esa manera Pedro Sánchez el futuro de España al final se va a volver contra él. Porque los españoles, voten a quien voten, no le van a perdonar que nos robe el futuro a todos”.

CUATRO GRANDES VIRTUDES

Además del diálogo, María Dolores Cospedal ha destacado “cuatro grandes virtudes” que definen la política con mayúsculas y que son los mensajes que propugna el PP: “la responsabilidad, la unidad, el diálogo y la sinceridad es lo que quieren los españoles y en eso va a estar nuestro partido, el PP”.

Precisamente, en relación al cuarto valor, la sinceridad, la secretaria general del PP ha reclamado “que no nos vengan a contar otras cosas” con las negociaciones de estos días en cuanto a pactos de Gobierno. “El único pacto posible es el pacto de los partidos constitucionalistas, que tenemos ideas parecidas en lo esencial”, ha subrayado antes de pedir que “no engañen a nadie” con tantas “escenificaciones de reuniones, cartas o principios de veto”.

UNA COALICIÓN LIDERADA POR EL PP

Según la dirigente popular, la gran coalición es la única salida posible y debe ser liderada por el PP por tres razones fundamentales: fue el partido que ganó las elecciones, es el partido que ha demostrado con hechos que garantiza el crecimiento económico y la creación de empleo y también sólo con esta coalición “garantizamos un Gobierno fuerte que puede tomar decisiones y pueda luchar contra aquellos que quieren dividir a nuestro país”.

Asimismo, la secretaria general se ha referido a la etiqueta de Gobierno de progreso que el PSOE dice abanderar. “Cuando España progresa es con el PP, que es cuando crece, se crea empleo, se consolida la sociedad del bienestar, se garantizan las pensiones y se trabaja por un empleo de calidad y no es cuando gobierna la izquierda y menos la radical”, ha expuesto.

 

Al mismo tiempo, ha indicado que “a eso se llama Gobierno de la izquierda radical, no de progreso. Eso se llama confundir” porque los mismos que dicen que lideran un Ejecutivo de progreso “nos dejaron en la ruina hace cuatro años”.