El hombre que acudió a la Policía Local de Guadalajara para pedir que le detuvieran para no acabar con la vida de su mujer ha sido condenado por un delito de lesiones en su modalidad de violencia sobre la mujer, tras haberse celebrado un juicio rápido.

 
Comparte esta noticia: