Comió pasta de dientes para engañar a la policía pero nada, acabo detenida por conducir pasadísima de copasDurante la semana pasada tan sólo se ha registrado una detención por alcoholemia.

El sábado, a las 20,20 horas, una patrulla observa a un vehículo que circula por la calle Trafalgar de forma anómala, invadiendo el sentido contrario de la calzada en la calle Batalla de Villaviciosa. Una vez parado y ante los síntomas evidentes de intoxicación etílica que presenta la conductora, se realizan las pruebas con un resultado de 1,11 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.  A.M.V., de 50 años y vecina de la capital, fue detenida por un delito contra la seguridad vial.

Según el parte policial,  la conductora ingirió pasta de dientes “con la supuesta intención de enmascarar las pruebas de alcoholemia”. El vehículo que conducía carece además de seguro obligatorio.